COVID, campaña de terror

Ante todo, me gustaría aclarar lo siguiente: El COVID19 existe, y es una enfermedad mortal como muchas otras. Entiendo que la mejor manera de combatir la enfermedad es la vacunación y la detección temprana de la enfermedad, acompañado de un esquema de alimentación saludable.


En este artículo me quiero centrar en lo que yo considero una campaña de miedo desmedida por parte de los diversos medios de comunicación a nivel mundial, lo que da apertura a las distintas teorías de conspiración existentes.

Ya cumplimos 2 años de esta pandemia, que lastimosamente ha cobrado la vida de millones de seres humanos. Gracias a Dios, al ingenio y creatividad humana, hoy contamos con tratamientos, vacunas y hasta pastillas que combaten la enfermedad, como anunció recientemente el laboratorio farmacéutico estadounidense Pfizer.


Entonces, ¿cuál es la razón de seguir contando fallecidos a través de los medios de comunicación y de continuar infundiendo pánico a la población? Son preguntas válidas, pues cualquier individuo que accede a uno de los informes de salud pública de su país o de la OMS y analiza los datos con lógica, notará que evidentemente algo anda mal, donde los números reflejan otras realidades que los medios contrastan.


Un dato importante y esperanzador es que la mayoría de las muertes registradas por COVID19 a nivel mundial por la OMS son aquellas tabuladas en el primer año (2020). No puedo establecer un número exacto ya que las estadísticas que muestran en su portal web la OMS son acumulativas y no me permite verificar por año (y luego preguntan el por qué de la desconfianza).


En el caso de mi país, República Dominicana, en estos días se vive hablando de una cuarta ola de contagios por el virus. En primer lugar hay una realidad innegable que creo que se debe de comunicar claramente, a todos nos dará la enfermedad en algún momento de nuestras vidas, por tales motivos debemos vacunarnos y alimentarnos bien. No entiendo qué tan difícil es comunicar eso por parte de las autoridades de salud a nivel mundial.

La cantaleta (discurso continuo anunciando lo mismo) es que debemos volver al confinamiento por la existencia de un rebrote. A ver, según la información que da el Ministerio de Salud de la República Dominicana a través de su informe diario número 622 del 30 de noviembre del 2021 sobre la situación del COVID-19, el número importante de casos activos de la enfermedad es de 6,824, un 90.25% menos que cuando se inició el proceso de vacunación a principio de año, en donde habían unos 70 mil casos activos promedio para ese entonces.


Me llama poderosamente la atención, que ya casi terminado el año 2021, la OMS no ha publicado la lista de las principales causas de muertes a nivel mundial del año 2020. Por ejemplo, las 10 principales causas de muertes para el 2019 según la OMS son las siguientes:

Es más probable que cualquiera de nosotros muera por una de esas causas antes de morir por COVID19. Según la letalidad del COVID 19 a nivel mundial, es de un 2% , informa la OMS en su sitio web.


¿Qué quiere decir esto? que el sarampión (3%), viruela (3%) o dengue (5%) tienen más probabilidad de matar a un individuo que el mismo COVID19.


En las últimas semanas se han dado a conocer dos noticias en la República Dominicana que son mucho más alarmantes que la situación actual del COVID19. Una de ellas es que en lo que va del año 2021 en RD han fallecido más personas en accidentes de tránsito que por la enfermedad que provoca el virus SARS. Asimismo, en prensa nacional se difundió la noticia de que el hospital Robert Reid Cabral se encontraba abarrotado de niños enfermos por dengue. Me pregunta si las autoridades de salud pública, nos van a prohibir conducir u obligarán a andar con un mosquitero encima para evitar los accidentes de tránsito y el dengue, respectivamente.


El tema de las variantes es algo que llama mucho a la suspicacia y aquí me otorgo el permiso de especular un poco… Me parece muy extraño que cada vez que el mundo da un paso a la normalidad y sus economías empiezan a estabilizarse, surgen repentinamente estas variantes misteriosas. Por ejemplo, la variante de moda ómicron fue detectada en África el 24 de noviembre por la OMS, en resumen, todo un alboroto en los medios. Sin embargo, declara la Doctora Angelique Coetzee quien alertó sobre la nueva variante en diferentes medios de comunicación, como en el caso de RAI, que ésta es mucho menos letal que las variantes anteriores.

Las estadísticas están a la mano de todos y la capacidad de adaptación y evolutiva del ser humano, no tiene precedentes. Hoy en día contamos con herramientas tecnológicas que han ayudado a la humanidad a desarrollar vacunas y medicamentos que combaten dicha enfermedad. Entonces reitero, ¿cuál es la necesidad de los medios de comunicación a nivel mundial de incentivar el miedo?


Entiendo que la irresponsabilidad de desinformar a los pueblos, trae consigo consecuencias muy lamentables, como la oposición a las vacunas, por ejemplo.


¿Qué piensan ustedes? ¿Exagero con la campaña de miedo? ¿Se me escapan detalles o la situación es mucho más delicada de lo que se ve?


Escriban en la sección de comentarios abajo de este artículo.


30 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo